Epidermofitosis inguinal en hombres: síntomas y tratamiento de la enfermedad.

Ingle de atleta (epidermofitosis de grandes pliegues) – una lesión de la epidermis de etiología fúngica que ocurre en grandes pliegues de la piel. Se presenta como las típicas manchas rosadas escamosas con un centro claro y una periferia cubierta de vesículas y pústulas. La mayoría de las veces se localiza en la región de los pliegues inguinales. El diagnóstico de epidermofitosis inguinal se confirma por la detección del micelio del hongo por microscopía de escamas de la superficie de las manchas y el crecimiento de colonias características durante un estudio de cultivo. El tratamiento se lleva a cabo con antihistamínicos y medicamentos antimicóticos externos.

Ingle de atleta

Visión de conjunto

La epidermofitosis inguinal es más común en los hombres. Es extremadamente raro en adolescentes y niños. La epidermofitosis inguinal se refiere a enfermedades fúngicas o tiña. Sus agentes causales son los hongos Epidermophyton floccosum, Trichophyton mentagrophytes, Trichophyton rubrum, los cuales se infectan por contacto doméstico. La transmisión de hongos puede ser a través de ropa de cama, toallas, sábanas, toallitas, mientras se descuidan las reglas de higiene personal en el baño, la piscina, la ducha. Caminar en una casa de baños o en una ducha pública sin zapatillas de baño está plagado de infecciones de epidermofitosis inguinal con una localización rara, pero que ocurre, en los pies y las uñas.

Los factores que favorecen la infección incluyen: temperatura ambiente alta, humedad alta, aumento de la sudoración, daño a la capa superficial de la piel (rasguños, abrasiones menores, maceración), obesidad, en la que el cuidado higiénico de la piel en pliegues grandes es difícil.

Ingle de atleta

Síntomas de la epidermofitosis inguinal

La epidermofitosis inguinal comienza con la aparición de manchas rosadas que pican de hasta 1 cm de tamaño, las manchas tienen una forma redondeada y una superficie escamosa. Debido a su crecimiento periférico, aumentan gradualmente, alcanzando un diámetro de hasta 10 cm Estas lesiones tienen bordes festoneados claramente delimitados. En su periferia, sobre un fondo hiperémico, se encuentran múltiples pústulas y vesículas. Al mismo tiempo, la inflamación en el centro de la mancha cede, dejando una piel limpia, lo que le da a los focos de epidermofitosis inguinal una apariencia característica de anillos. El paciente está preocupado por la picazón severa, la incomodidad al caminar.

READ
Citomegalovirus en hombres: formas de infección y manifestación.

La localización más típica de la epidermofitosis inguinal, como su nombre lo indica, son los pliegues inguinales. Pero el hongo también puede afectar la piel de la cara interna de los muslos, los pliegues interglúteos y las zonas axilares. A veces, el proceso se extiende a la piel del ano y puede ocurrir en los espacios interdigitales de los pies. Ocasionalmente, en los hombres hay una lesión en el escroto, en las mujeres: pliegues debajo de las glándulas mamarias. Las uñas son las menos comúnmente afectadas.

En ausencia de una terapia adecuada, la epidermofitosis inguinal puede durar hasta varios años. Si es causado por Trichophyton mentagrophytes, se caracteriza por un curso agudo con una reacción inflamatoria pronunciada. Para la epidermofitosis inguinal causada por los hongos Trichophyton rubrum y Epidermophyton floccosum, es típico un curso menos agudo y, con una duración suficiente de la enfermedad, alternancia de períodos de remisión y exacerbación.

Diagnóstico de epidermofitosis inguinal

El diagnóstico de epidermofitosis inguinal lo establece un dermatólogo o un micólogo. Para confirmar la etiología de la enfermedad, se realiza una prueba de raspado para detectar hongos patógenos, el material se siembra en un medio nutritivo y la piel afectada se examina con una lámpara de Wood.

El raspado se toma de las áreas afectadas de piel lisa y, si es necesario, de las placas ungueales. El examen microscópico de los raspados de piel revela filamentos de micelio ramificados cortos característicos de Epidermophyton floccosum y artrosporas rectangulares que forman cadenas. El material de siembra procedente de raspaduras en medio nutritivo Sabouraud da lugar a colonias amarillentas de forma redondeada y consistencia esponjosa, típicas de los hongos causantes de la epidermofitosis inguinal.

El diagnóstico luminiscente con una lámpara de Wood revela un brillo verdoso de las áreas de la piel en el área afectada, lo que confirma la génesis fúngica de la enfermedad. Le permite distinguir entre la epidermofitosis inguinal y el eritrasma, para los cuales es típico un brillo de coral rojo. La epidermofitosis inguinal se diferencia de la dermatitis del pañal, candidiasis cutánea, psoriasis, dermatitis alérgica de contacto, tricofitosis de piel lisa, rubromicosis.

READ
Signos característicos de clamidia en hombres.

Tratamiento de la epidermofitosis inguinal

Los pacientes con ingle de atleta deben prestar mucha atención a la higiene personal, especialmente en las zonas de piel afectada. Es necesario el lavado diario con el tratamiento escrupuloso de los pliegues de la piel. Es útil tomar baños con infusión de manzanilla, celidonia, corteza de roble, sucesión. Tienen un efecto secante y antiinflamatorio. Para reducir la picazón y las molestias en el área de los focos de epidermofitosis inguinal, se prescriben antihistamínicos orales: cloropiramina, clemastina, loratadina, cetirizina, etc.

Con la epidermofitosis inguinal, el tratamiento local es bastante efectivo. Aplique lociones de solución de resorcinol al 1% y solución de nitrato de plata al 0,25%, aplique una pomada con betametasona y clotrimazol. Los medicamentos antimicóticos modernos que se usan ampliamente en dermatología dan un buen resultado: terbinafina, ácido undecilénico, clotrimazol. La terapia antimicótica local se lleva a cabo durante un tiempo prolongado (4 a 6 semanas), y continúa durante algún tiempo después de que los síntomas hayan desaparecido por completo. Los lugares de focos resueltos de epidermofitosis se tratan con tintura de yodo o fucarcina.

Prevención de la epidermofitosis inguinal.

Las medidas preventivas deben estar dirigidas principalmente a prevenir la infección de las personas que viven con los enfermos. Para ello se realiza la desinfección de las superficies de contacto, lencería, ropa de cama y menaje del hogar. El paciente y todos sus familiares deben seguir cuidadosamente las reglas de higiene personal.

La prevención de la epidermofitosis inguinal se ve facilitada por el uso individual de artículos de higiene personal, el cumplimiento de las normas de higiene en duchas y baños públicos, la higiene corporal regular y la lucha contra la hiperhidrosis.

Rating
( No ratings yet )
Like this post? Please share to your friends:
Leave a Reply

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: